Pasar al contenido principal

Vacantes

Guía completa para responder ofertas de trabajo: cómo evaluar y responder ofertas de trabajo con inteligencia y saber negociar tu salario deseado

Antes de tomar una decisión sobre una oferta de trabajo, es fundamental contar con suficiente información sobre la organización, el puesto y los detalles de cada oferta para poder compararlas adecuadamente. Si te falta información, es recomendable realizar las siguientes acciones:

  1. Pregunta directamente al empleador: Comunícate con la empresa y solicita información adicional sobre el trabajo y la organización. Puedes preguntar sobre la cultura laboral, las responsabilidades del puesto, el equipo con el que trabajarías y cualquier otro detalle relevante que te ayude a evaluar la oferta.
  2. Investiga la organización: Dedica tiempo a investigar a fondo la empresa. Examina su sitio web, revisa su historial, su misión y valores, y busca noticias o artículos relacionados con la organización. Esto te permitirá comprender mejor su posición en el mercado, su reputación y su trayectoria.
  3. Habla con personas que trabajan en la organización: Si es posible, busca a empleados actuales o antiguos de la empresa y conversa con ellos. Puedes hacerlo a través de redes sociales profesionales, como LinkedIn, o mediante contactos personales. Pregunta sobre su experiencia laboral, las oportunidades de crecimiento y desarrollo, y cualquier otra información que consideres relevante para tu decisión.

Recuerda que la información recopilada te ayudará a tomar una decisión informada y adecuada para tu carrera profesional.

Al tomar una decisión sobre tu primer trabajo, es recomendable comenzar por hacer una lista de las características que son importantes para ti. Esto te permitirá tener claridad sobre lo que buscas y poder comparar las ofertas de manera más objetiva. Aquí hay algunos pasos que puedes seguir para crear esa lista:

  1. Reflexiona sobre tus prioridades: Piensa en lo que es más importante para ti en un trabajo. Considera aspectos como el tipo de trabajo que deseas realizar, tus habilidades y pasiones, tus metas profesionales a largo plazo y tus valores personales. Esto te ayudará a establecer una base sólida para tomar tu decisión.
  2. Identifica las características clave: Haz una lista de las características que consideras más relevantes para tu primer trabajo. Estas pueden incluir la reputación o prestigio de la organización, el programa de capacitación y desarrollo profesional, el salario y los beneficios ofrecidos, la ubicación geográfica del trabajo, las oportunidades de ascenso, el ambiente laboral, la flexibilidad de horarios, las oportunidades de viajar o la interacción con colegas, entre otros.
  3. Prioriza las características: Una vez que hayas identificado las características clave, asigna una prioridad a cada una de ellas. Esto te ayudará a comprender qué aspectos son los más importantes para ti y a establecer un orden de importancia.
  4. Considera los pros y contras: Para cada oferta de trabajo que estés considerando, analiza cómo se ajusta a cada una de las características en tu lista. Evalúa los pros y contras de cada oferta en relación con tus prioridades y determina cómo se alinean con tus objetivos profesionales y personales.
  5. Ponderación de las características: Puedes asignar un peso o una ponderación a cada característica según su importancia. Por ejemplo, puedes otorgarle un valor del 1 al 5 a cada característica, donde 5 representa una alta importancia y 1 una baja importancia. Esto te ayudará a calcular una puntuación total para cada oferta y facilitará la comparación.
    Una vez que hayas terminado de calificar todas las características de todas tus ofertas, suma las puntuaciones de cada oferta. Aunque se trata de una ciencia inexacta, es una forma de demostrar qué oferta te ofrece la mayor parte de las características que son importantes para ti.

Recuerda que esta lista es personal y surgieron de tus preferencias individuales. Al hacerla, podrás tener una visión más clara de lo que buscas y podrás tomar una decisión más informada al comparar las diferentes ofertas de trabajo que tengas.

Es fundamental recordar que, en última instancia, la decisión final debe estar basada en lo que es más importante para ti. No se deje influir excesivamente por el título del trabajo o el prestigio de la organización, ni por la expectativa de impresionar a sus familiares o amigos. Aunque es útil recibir consejos de personas cercanas, recuerda que serás tú quien asista al trabajo todos los días, por lo que es crucial que te sientas seguro de que la experiencia laboral será satisfactoria y te permitirá alcanzar tus objetivos iniciales.

Es importante tener en cuenta que ningún trabajo es perfecto y es posible que no cumpla todas tus expectativas. Por lo tanto, es necesario considerar los factores en los que estás dispuesto a hacer compromisos y aquellos que puedes satisfacer de otras formas. Por ejemplo, si te gusta viajar, pero el trabajo que estás considerando ofrece pocas oportunidades de viaje, puedes buscar alternativas como aprovechar los fines de semana largos y las vacaciones para satisfacer esa necesidad.

Recuerda que tu satisfacción en el trabajo es un aspecto fundamental para tu bienestar y desarrollo profesional. Evalúa cuidadosamente cada oferta, considera tus prioridades y objetivos y toma una decisión que se alinee con tu visión a largo plazo.

Hoja de calificaciones muestra para múltiples ofertas de trabajo
Características (en orden de importancia)Compañía ACompañía BCompañía C
Ubicación geográfica535
Oportunidades de ascenso423
Flexibilidad de horarios (híbrido)255
Remuneración443
Ambiente laboral534
Beneficios y prestaciones453
Programa de capacitación y desarrollo profesional324
Oportunidades de viajar322
Desafíos y proyectos interesantes533
Impacto social y medioambiental555
Buena reputación de la empresa454
Oportunidades de aprendizaje y desarrollo545
Retroalimentación constructiva335
Total524651

En la muestra de arriba, la oferta de la empresa A tiene la calificación más alta, lo que indica que la oferta de A ofrece más características que son importantes para el solicitante de empleo de la muestra. Esta es una forma de comparar ofertas de trabajo.